TAXCO: ¿Es una hamburguesa o una tomadura de pelo?



Con toda esta moda hamburguesera que recorre nuestra amada ciudad, raro es el mes en el que no llega una nueva apertura donde cubrir nuestras necesidades de carne emparedada. Pero ojo, que la cosa está con un nivel bastante alto y cualquier empresario o empresaria que se atreva a meterse en este mundo, tiene que tener los ojos bien abiertos para fijarse y competir de tú a tú con los mejores. Desafortunadamente, en el caso del local del que hablamos hoy, parece que no se han fijado mucho, a pesar de exhibir con orgullo el lema "hamburguesas con tradición". Y es que Taxco no es un cruce de cables de una persona con dinero, sino más bien una marca que dice venir de Venezuela y que aterriza en el nada despreciable Barrio de Salamanca, en la mismita Calle Goya. Este establecimiento, que apenas cuenta su vida en meses, está, como decimos, muy bien situado, con una decoración a medio camino entre cafetería y pub de copas, donde las marcas de productos alcohólicos y demás marcas gastronómicas nos rodean hasta la extenuación.

Collage Local TaxcoAl ojear la carta nos sentimos un poco desorientados, ya que, aunque el logo del restaurante contiene una hamburguesa y efectivamente, encontramos unas cuantas burgers, muy baratas (sobre el papel), podemos ver cómo desfilan ante nuestros ojos platos como la cinta de lomo, mezclada con las costillas bbq, los solomillos o las pechugas de pollo rebozadas. De hecho, había un par de menús, uno de ellos con un filete y otro con lo que prometía ser un costillar.

Collage Carta TaxcoAsí que empezamos por eso, las "costillas" y las entrecomillamos porque lo que nos llegó era de todo menos eso. Con una presentación bastante deficiente, a pesar de gustarnos el rollo de las bandejas de metal, pero recibimos un trozo de carne que no se corresponde con esa parte del cerdo, completamente asada y con una salsa que promete ser barbacoa, pero que acaba siendo una gelatina absurda.

Costillas Taxco

Quizás podemos ser exagerados, quizás demasiado exigentes, pero al cortar ESTO, vemos que se trata de la parte del cerdo de donde se saca la panceta, con sus ternillas y todo. Eso sí, le queda algo de jugosidad, por lo menos, a pesar de haber pasado en el horno más tiempo de lo que debería.

Detalle Corte Costillas Taxco

Pero, como decía Súper ratón, "no se vayan todavía, aún hay más". Nuestras amadas y siempre bien ponderadas hamburguesas llegan, con la misma presentación y rodeadas de patatas fritas congeladas, poco hechas y con un huevo frito encima. Todo es poco para tapar un despropósito que hace que creamos que estamos comiendo una tapa de ese famoso bar llamado El trige. Un pan prensado, que no tostado, con la marca del restaurante grabada, oculta un trozo de carne que da risa (por no decir lástima), bien embadurnada de ketchup y salsa de curry.

Hamburguesa TaxcoTambién llevan queso, por el que nos cobran UN Euro más y sí, se agradece, porque si no, estaríamos comiendo pan con salsa y eso no está bien. Bueno, tampoco lo está lo que nos pusieron, pero el que no se consuela es porque no quiere. Podemos decir que lo mejor es el pan, sí, por salvar algo, pero tampoco es nada de otro mundo. De las patatas poco podemos decir, cortadas en zig zag, ultra congeladas y secas, que sólo pudimos tragar rompiendo el huevo frito encima de ellas y haciendo un apaño.

Burger Abierta Taxco

Con este panorama y nuestras ganas de salir corriendo de allí, sólo nos quedó la duda de cómo será el menú infantil si a los adultos nos ponen este despróposito. Pero bueno, no nos desanimamos y nos lanzamos a pedir el postre, entre lágrimas, que incluía el menú de costillas y por ahí salimos mejor ya que, como sólo nos correspondía una ración, la camarera, que en ese momento sacó la simpatía que había estado ahorrando desde que entramos y nos puso dos bolas de helado, cremoso y en buena ración, lo que hizo que lo disfrutásemos, a pesar de que el aire acondicionado nos transportase a tierras de Invernalia, como poco.

Helado Taxco

En definitiva, no entendemos muy bien la decisión de abrir un local como Taxco, con unos productos y unas presentaciones que dejan mucho que desear y que hacen que cualquier hamburguesa de fast food sea todo un plato gourmet. No hay palabras para describir lo absurdo de nuestra visita a este lugar así que, como una imagen vale más que mil palabras, esperamos que vosotros, amiguitos hamburgueseros, saquéis vuestras propias conclusiones y las comentéis con nosotros. ¿Pensáis que fue el resultado de un mal día en cocina?

PRECIO DESGLOSADO DE LA VISITA

1 MENÚ DE COSTILLAS: 12.5 €

1 HAMBURGUESA CON QUESO: 3.3 €*

*NOTA: Nosotros pedimos una hamburguesa doble y nos llegaron dos burgers, pero en el ticket ponía el concepto que veis en el desglose. De todas formas, el resultado es igual de decepcionante, aunque sin pagar esa diferencia.

Puntuación: 
1.5
Dirección: 
Calle de Goya, 143
28009 Madrid Madrid
España

Comentarios

Con respecto al local me parece que está muy bien, las hamburguesas tienen 60 años de la misma forma en venezuela exactamente en la ciudad de caracas en la zona de el paraíso, Me parece muy despectivo tus comentarios las hamburguesas son pequeñas y los venezolanos que lo conocemos nos encanta, como cliente de toda mi vida me encanta saber que hay pedazo de mi infancia en madrid, si la idea ese hacer daño creo que te equivocaste compañero
Imagen de HeM

Estimado Andrés,

Muchas gracias por leernos y escribirnos. Para nada buscamos hacer daño, al igual que, creemos, los dueños del local nos lo quisieran hacer a nosotros. Nos parece muy bien que estás hamburguesas sean parte de tu infancia, nosotros somos los primeros a los que nos gusta recordar aquellos años, pero para nosotros, es calidades no son aceptables a día de hoy en una ciudad que ofrece otras cosas. Cómo tampoco entendemos ese "costillar" que nos dieron, ¿o también es algo típico de aquel país? Sea como fuere, sentimos que te hayas podido abrir dolido con nuestra crítica y deseamos que disfrutes del local en todas sus facetas.

Hola, primero que nada gracias por tomarte el tiempo de probar restaurantes y dejarnos tu opinión. Escribo esta respuesta porque la crítica que leí aquí sobre este restaurante, Taxco, realmente me hace dudar de las capacidades para ser "crítico" de restaurantes, así sea a nivel amateur. Tomando en cuenta que quien no haya visitado este sitio puede encontrar esta "pataleta" y creerse todo lo que aquí se dice. A diferencia de tu escrito, yo voy a argumentar mi crítica a tu crítica (valga la cacofonía), sin dar mi opinión subjetiva hasta el final de mi escrito. Primero, por supuesto, validar las críticas reales: la decoración es algo muy subjetivo, y es válido que no sea del gusto de todos. Sin embargo, no la encontré tan distrayente, aunque sí poco envolvente en el tema del restaurante en cuestión. Dicho de otra forma, no resalta ni estorba. Luego, definitivamente la pieza de cerdo NO es la indicada en el menú. Esta crítica es objetiva e insalvable. Ahora paso a indicar donde fallas como crítico y donde tu escrito pierde seriedad. Lo primero que debe hacer el que va a emitir la crítica de un restaurante es indagar sobre la historia del mismo, sobre su filosofía culinaria y sobre su concepto. Es evidentemente obvio que no conoces ninguna de las tres cosas sobre Taxco. Además, no es nada relevante que un restaurante de hamburguesas incluya otros platos en su menú; esto lejos de quitar valor, le agrega. Sin contar que Taxco es famoso en su país de origen por sus hamburguesas y su club house. ¿Hamburguesas pequeñas? Bueno, si conocieras la filosofía del restaurante eso no sería problema, pero incluso si no, por 3,30 Euros no podíamos esperar una media libra con queso cheddar y bacon, ¿o sí? En tu nota indicas que pediste una hamburguesa doble, cosa que no existe en el menú, incluso si se equivocaron en tu orden, te equivocas aún más al publicar el error con otro error. Taxco no es un restaurante de hamburguesas gourmet, ni pretende serlo. Lejos de eso, juega a ser el típico "dine-in" americano (fuente de soda). Con menús más sencillos, hamburguesas a precios bajos para que comas más de una, y un ambiente distendido. No busca ser la mejor hamburguesa de Madrid, sino ganarse el corazón de los que buscan comer más de una hamburguesa con el "feel" casero, con su salsa especial, sin aires de grandeza ni de élites. Un restaurante sencillo en el barrio de Salamanca. Hay bastantes opciones alrededor si lo que se busca es más caché. Yo he comido en incontables restaurantes de hamburguesas, desde gourmet hasta callejeros; tanto en Venezuela como en Colombia, México y muchas ciudades de EEUU. Puedo decir con sinceridad, que Taxco no está en mi top 10 (nostalgia aparte) pero definitivamente no llega a mi bottom 20. Y con autoridad puedo decir que "no hay palabras para describir lo absurdo de" mi lectura a esta crítica. Solo espero que las próximas que lea, estén más acordes a una crítica culinaria, de alguien que respeta a las hamburguesas y a los hamburgueseros (los que comen y los que cocinan) y menos una pataleta porque las cosas no fueron como las imaginaba. Saludos.
Imagen de HeM

Hola José Alberto,

Lo primero de todo, gracias por leernos y escribirnos con tus sabios consejos, que no objetivos, porque, como bien sabrás, cualquier opinión es subjetiva, lo sentimos, no lo hemos inventado nosotros.

Sentimos si no te ha gustado nuestro comentario sobre el local, como también sentimos que a nosotros no nos gustase la experiencia viviendo en él, pero es lo que hay, nosotros nos sentimos engañados. Como sabrás, si has dedicado un momento a leer más OPINIONES en la web, nos gusta ir sin saber nada del local y así transmitirlo, ya que eso hace que podamos tener una experiencia fuera de prejuicios e independientemente del tipo de concepto que conozcamos, si no nos gusta, no nos gusta. A lo mejor nos equivocamos, pero es nuestra forma de hacer las cosas durante bastantes años. Sabemos de la tradición d eeste tipo de producto en su (tu) país de origen y entendemos que esto puede doler a venezolanos de pro como tú, pero lo sentimos, el nivel de la ciudad es otro y si se abre algo sólo para venezolanos, que se diga, a nosotros, por el precio final de la factura, nos gusta exigir otro tipo de calidad (llámanos exigente, si lo prefieres). Y sí, en la carta vimos la opción d ehamburguesa doble, así la pedimos y así nos asintió la camarera. Si esa combinación no existe, el problema no es nuestro, esperamos que eso lo tengas claro :)

La publicidad del mismo establecimiento hace hincapié en el sabor, además de la tradición y lo sentimos mucho, pero de lo primero, nos quedamos con las ganas de comprobarlo y de lo segundo, es muy triste que lo tengamos que investigar en vez de aprovechar para explotarlo, en vez de hacer lo propio con marcas de bebidas varias. En cuanto a los añadidos de la carta, no te equivoques (igual lo hemos expresado mal), pero en ningún caso nos parece un fallo, simplemente nos parece curioso que, teniendo un logo con una hamburguesa, tenga más de otras cosas que de este producto, pero oye, igual es la tradición de la que hablan por allá.

Insistimos, no es una pataleta, como lo describes y para comprobarlo, te animamos, de nuevo, a leer más de un artículo escrito (y así evitar cometer los fallos que criticas), es fácil, sólo tienes que navegar un poquito :) Y finalmente, comprobada tu calidad literaria y tu criterio, te animamos a escribir sobre los productos que pruebas con esa objetividad de la que haces gala, estaremos encantados de leerte. 

Mientras tanto, reiteramos los agradecimientos por leernos y por, como dices, seguir haciéndolo.

Saludos

Hola HeM, Gracias por tus palabras a mi comentario. Mi respuesta ha tardado un poco porque quise ir antes a Taxco Madrid para poder responder con autoridad a tu defensa. Aclaro primero que sé perfectamente que las opiniones no son objetivas (palabra que utilicé una sola vez en mi comentario); y que mis "críticas a tu crítica" no se basaron en lo que te gustó o no, sino en el punto de vista utilizado para juzgar otros aspectos. No defiendo el sabor de la carne, ni la atención, y hasta te concedo el punto del corte de cerdo y el de la decoración que, aunque no me molestó, puedo entender que a otra persona la distraiga. He leído otras OPINIONES en tu web, antes de escribir mi opinión ya lo había hecho; esta es la única en la que me pareció que la crítica tenía muchos aspectos de queja, de pataleta. En otras, he visto un lenguaje mucho más apropiado a alguien que aprecia una hamburguesa y que sabe encontrar lo bueno y lo malo de la experiencia. Justo porque me parece un sitio serio, me molesto en hacer mi comentario; si no, no perdería mi tiempo. Me parece muy bien que tengas ese método de ir a un restaurante sin conocimiento previo y criticar desde la experiencia del ignoto; sinceramente el enfoque me parece muy interesante. Pero no queda reflejado en ningún lugar del sitio que esa es la intención yl modo de hacer las cosas. Por eso mi comentario a ese aspecto. Pero por sacarlo a relucir, el ignoto he sido yo. Aunque no haya tenido manera de saberlo sin ser un lector antiguo. Voy a aconsejar evitar ciertas frases que no se leen muy bien; y estoy 100% seguro de que se dijeron con distinta intención; pero a pesar de la forma, aprovecho de rebatir el fondo: "en su (tu) país de origen":irrelevante porque no estamos hablando de comida típica venezolana; "el nivel de la ciudad es otro": Goiko Grill, también de origen venezolano, es de las mejores hamburguesas de Madrid, así que en Caracas hay tanto, o más, nivel en hamburguesas por ser parte de nuestra cultura, pero las comparaciones son odiosas, así que las evito; "tradición de la que hablan por allá" es una práctica común, y no exclusiva de Venezuela, que los restaurantes diversifiquen su oferta para atraer a un mayor público independientemente de su especialidad. Con respecto al menú; defeindo mi punto con la potencia del que tiene la evidencia en mano. Comprobable por el que vaya al restaurante, o por el que vea el menú online (que sólo hay que navegar un poquito :) ). Los platos ofrecidos dicen "dos hamburguesas" o "dos hamburguesas con queso"; nunca aparece la palabra doble. ¿Tal vez lo has imaginado? Dudo que sea que desaparecieron un plato del menú sólo para no quedar mal en este escrito. Por último, gracias por apreciar mi calidad literaria y mi criterio; sin embargo no me animo a ser crítico (por falta de tiempo). Pero sí apunto, porque no lo he inventado yo, que hay críticas objetivas y subjetivas. Las opiniones, son sólo opiniones y son siempre subjetivas y, cuando no se argumentan, sin fundamento. Saludos, y buen provecho!
Imagen de HeM

Hoa de nuevo,

Casi, casi coincidimos contigo y agradecemos, una vez más, tu aportación. La comparación con Goiko es muy curiosa (ni te imaginas la cantidad de venezolanos que han abierto hamburgueserías en Madrid), ya que el dueño y creador, para empezar, es de abuelos españoles, pero bueno, es sólo una anécdota, de hecho, no creemos qu ela nacionalidad del restaurador o incluso el cocinero, influya en la calidad o falta de la misma. El hecho es que hablamos de tradición no por el tipo de plato ni de producto, sino por la forma de tratarlo, ya que entendemos que ocurre como con los perritos calientes, tampoco son originarios de ese bello país, pero sí que se consumen a niveles estratosféricos. El hecho es que se trata de una fórmula más propia de allí que de aquí (confirmado por multitud de oriundos a los que hemos consultado), a eso nos referíamos. Por cierto, mucha gente, admiradora de Taxco en Venezuela han sido claros: "me han robado",  por lo que, a lo mejor, nuestras palabras hasta son suaves ;)

Y lo sentimos, pero dos personas, que fueron los que hicieron la visita, vieron lo mismo la carta: "hamburguesa doble" y así la pedimos. Es más, bebimos agua, así que tampoco podemos culpar al alcohol de distorsionar la realidad.

Dicho todo esto, denuevo, muchas gracias por tus serenas palabras, es todo un placer recibir comentarios así y seguro que nos hacen mejorar.

Saludos

Añadir nuevo comentario