MARÍA CANELA CARDENAL CISNEROS: Nueva apertura con detalles más cuidados



Ha pasado algo más de un año desde que conocimos María Canela, un pequeño local, situado cerca de Nuevos Ministerios, que sobrevivía, prácticamente del delivery y de su fiel clientela. Pues bien, ha pasado el tiempo, la marca se ha establecido y hemos podido ver cómo han conseguido abrir su segundo garito, esta vez en una zona donde la competencia es más intensa como es Cardenal Cisneros y con un espacio más limpio, minimalista y agradable.

Collage ocal María Canela 2La carta también ha sufrido un lavado de cara, aunque sólo en la estética, siendo ahora más ordenada, pero manteniendo sus propuestas y precios, que hay que admitir que son realmente bajos para lo que ofrecen y más teniendo en cuenta la zona en la que ahora se encuentran.

Collage Carta María Canela 2Esta vez no pudimos dejar escapar la oportunidad de probar los nachos rancheros, su entrante estrella. Y no es para menos, porque estamos ante un auténtico platazo, con totopos de verdad, no esos Doritos a los que estamos acostumbrados cuando visitamos, prácticamente, cualquier local de Madrid. Aquí, como os decimos, las tortillas son más mexicanas, con bien de queso, guacamole casero, pico de y salsa agria. Muy contundente y delicioso, pero necesario que sea compartido, porque no os quedará sitio para lo que viene después.

Nachos María Canela 2Acto seguido, decidimos lanzarnos a por una de las mismas hamburguesas que probamos la primera esa primera vez, la Deluxe, de combinación sencilla y fácil para comparar experiencias. Visualmente, pocos detalles han cambiado, aunque la carne parece variar un poco, algo que confirmamos al cortarla por la mitad y comprobar que el picado sigue siendo ideal para que se cocine por dentro, pero observamos cómo esa textura ha mejorado, resultando una mezcla menos seca y mucho más sabrosa. Además, el queso sigue estando muy bien fundido con la carnaza y el bacon aporta, sin quitar protagonismo.

Hamburguesa Deluxe María Canela 2Al haber cambiado la fórmula de la carne, el punto, que ahora preguntan, es más fácil de conseguir y eso lo comprobamos al primer momento. A nosotros nos gusta poco hecha y así nos llegó, bien roja y jugosa, ideal para disfrutar de la mordida que nos gusta.

Eso sí, el pan, a pesar de venir tostado, sigue siendo el punto débil, ya que se queda algo seco y con demasiada miga. Nos chivaron que esto va a cambiar pronto y nos alegra porque, además, presenta un exceso de semillas de sésamo, que enmascaran el sabor del bocado general.

Detalle Corte Burger María Canela 2El cambio que sí que agradecemos es el de las patatas fritas que acompañan a nuestra hamburguesa en esa cesta, que ahora son caseras, aunque les pediríamos un toquecito más de sal. Como antes, se presentan en buena cantidad y se pueden disfrutar.

Aunque en nuestra primera visita encontramos algunas lagunas, hemos visto que se han subsanado muchas, mejorando la experiencia del hamburguesero, primero desde el local, que ha quedado estupendo, hasta la carta y por supuesto, la comida, que todavía tiene un pequeño margen de mejora, pero que han sabido evolucionar, manteniendo su toque característico y lo que es mejor, los precios iniciales. Si estáis por la zona y no estáis muy bien de dinero, ahora tenéis una alternativa a tener muy en cuenta.

PRECIO DESGLOSADO DE LA VISITA

1 BOTELLA DE AGUA: 2 €

1 NACHOS RANCHEROS: 6.9 €

1 HAMBURGUESA DELUXE: 6.5 €

TOTAL: TOTAL: 15.4 €

Puntuación: 
3.5
Dirección: 
Calle del Cardenal Cisneros, 37
28010 Madrid Madrid
España

Añadir nuevo comentario