HARVARD&CO: Alguien ha hecho trampas en los exámenes



Desde que empezamos esta hamburguesera andadura, las recomendaciones para visitar Harvard&Co. han sido muchas, casi desde el primer día, pero entre prioridades, ubicaciones complicadas, etc, nunca acabamos de acudir a este local con nombre y aires universitarios de élite que, según su publicidad, sirve las mejores hamburguesas de Madrid. Ante esta afirmación, al fin nos hemos dejado caer por su salón/restaurante, situado en el centro comercial Sexta Avenida de Majadahonda, para comprobar si es cierto.

Como os decimos, este local, con estilo de franquicia que brilló en días pasados, está tematizado como bar de universidad norteamericana, incluyendo sus apartados con libros a modo de sala de estudios.

Collage Local HarvardTodo muy yankee, sí, pero a la hora de echar un ojo a la carta, lo primero que vemos es un menú con salmorejo como principal baza en los primeros platos. Pasado este detalle, miramos la carta para comprobar que tenemos las propuestas habituales, es decir, entrantes como nuggets de pollo, nachos con queso o principales como nuestras amadas hamburguesas y otras carnes. Todo con precios algo elevados, lo que se hace más patente a la hora de configurar nuestras burgers, ya que podemos elegir el tipo de carne (ternera, pollo, buey, cerdo o vegetariana), teniendo el buey un recargo de 1 € para el tamaño más pequeño (160 gramos) y de 1.5 € para el grande (230 gramos). Además, nos podemos decantar por el tipo de pan (clásico, mollete o sin gluten) y el acompañamiento (patatas fritas, asada, ensalada o arroz). Lo cual nos deja con la posibilidad de gastarnos casi 14 € sólo por comernos una hamburguesa.

Collage Carta HarvardAnte tales números, abortamos la idea de probar un entrante para aprovechar así nuestro presupuesto y pedir una burger si privarnos de nada. Así empezamos por la Manchega con carne de buey, de 230 gramos y pan de mollete. Se trata de una composición a base una fina loncha de queso de la tierra que le da nombre, un buen trozo de cebolla morada y un tomate cortado de forma un poco torpe y que dificulta mucho la mordida. Acompañado todo con un cuenco de salsa barbacoa que no le pega ni con cola y más teniendo en cuenta que no es que estuviese salada, sino que superaba el límite.

Hamburguesa Manchega HarvardAnte una "creación" tan básica, la carne debería erigirse como protagonista absoluta, pero en vez de eso, encontramos un producto soso (debe ser lo único que no llevaba sal como para matar a alguien), carente de sabor, picado en exceso y que no nos dejó fríos, nos dejó helados. Era tal su carencia de sabor, que llegamos a sospechar que no procedía ni de buey ni de vaca vieja y que el único rastro de este animal estaba en el suplemento de la cuenta. Del punto ya mejor ni hablar, porque estaba bastante pasada, lo cual no hizo más que aumentar nuestra frustración.

Detalle Corte Burger Harvard

La otra compañera de fatigas fue la hamburguesa de foie, también con buey en su interior y con los mismos fallos en cuestión de carnaza, pero con un delito mayor, ya que el hígado de pato (cortado sin gracia y de forma tosca) es más bien una mousse tremendamente salada, que no hace más que aumentar el desasosiego de este plato a cada bocado. Además, viene acompañada de una especie de mayonesa trufada súper espesa que si ayuda en algo, es a bajar el nivel de salado y no hacernos pedir, así, más bebida.

Hamburguesa de Foie HarvardEn ambas opciones el pan elegido fue el de mollete, que estaba tan ligeramente tostado que casi ni nos dimos cuenta del detalle. Relativamente fresco, aguantaba bien en todo momento sin desmoronarse, aunque con tanta sal en los ingredientes a los que emparedaba y al igual que pasó con la carne, se quedaba bastante soso.

Detalle Corte Burger Harvard 2También elegimos patatas fritas para acompañar ambas burgers, que se nos presentaron en una ración más que generosa y rozando el nivel de caseras, aunque con el paso de la cata, comprobamos que no lo eran. Y cómo no, con bien de sal para darles "sabor".

Como buscábamos un punto positivo a nuestra visita, nos animamos a pedir un postre, pensando en que, aunque fueran tartas industriales, al menos nos refrescarían los labios. Pues no, pedimos una de zanahoria que parecía pan. Todo el conjunto estaba seco y lo único que echamos de menos fue un poco de líquido para poder tragarla, cosa que no teníamos, ya que nos lo habíamos bebido todo para paliar el efecto previo de la sal.

Carrot Cake HarvardEn definitiva, esta visita a Harvard&Co. fue un auténtico desastre que ya empezó con una camarera con prisa, que nos azuzaba en todo momento para pedir, a pesar de estar solos en el local. Unas hamburguesas simplonas y caras, de las que sospechamos que cumpliesen con lo que pedimos y se nos cobró, empezando por el tamaño y siguiendo por el tipo de la carne. Y con un postre final que nos remató. Así que, tanto si sois hipertensos, como si, simplemente, no queréis tener la sensación de haber tirado el dinero, andad con mucho cuidado si os da por visitar este restaurante, avisados estáis.

PRECIO DESGLOSADO DE LA VISITA

2 DOBLES DE CERVEZA: 4.8 €

1 HAMBURGUESA MANCHEGA (230 GR.): 11.3 € (1.5 € EXTRA POR CARNE DE BUEY)

1 HAMBURGUESA DE FOIE (230 GR.): 11.4 € (1.5 € EXTRA POR CARNE DE BUEY)

1 TARTA DE ZANAHORIA: 6.2 €

TOTAL: 36.7 €

Puntuación: 
2.5
Dirección: 
Centro Comercial Sexta Avenida. Avda. de la Victoria 2, local C27
28023 Madrid Madrid
España

Comentarios

Yo por los comentarios q habeis escrito yo le hubiera dado un a estrella. Este tipo de locales son los que tiran por tierra el trabajo de otra gente.

Este restaurante cambio de proveedor de carne y para mi, de los que conozco de Madrid es uno de los mejores. Actualmente hay uno en las tablas. La pagina esta genial, tengo un gran lista de hamburguesa por probar en Madrid gracias a vosotros.

Añadir nuevo comentario