GREEN CLUB: Las apariencias engañan (y mucho)



Seguro que muchos de vosotros estáis ya hartos de ver cómo nos engañan en las imágenes de ciertas empresas de fast food, las cuales nos prometen unas burgers que poco o nada tienen que ver con lo que nos encontramos en la mesa. Pues bien, con la idea de una propuesta interesante, llegamos a Green Club, un local a medio camino entre garito de monólogos, música en vivo y sitio donde ponernos finos a copazos, que ofrece una recopilación de la comida de moda, es decir, fritanga variada, algo de Tex-Mex y por supuesto, hamburguesas. Todo en un ambiente medio pub de copas, sitio friki, ambiente musical, etc.

Collage Local Green ClubComo decimos, entre efigies de Chewbacca y demás referencias al cine friki (el que nos gusta), en la carta encontramos perritos, nachos y burgers, todo en tamaños dispares, con nombres locos y con fotos para que tengamos claro lo que pedimos. De precios, anda en la media, siendo la XL la talla más pequeña y la XXXL el rival a batir. Además, disponemos de un menu hamburgeusero que incluye una bebida y un postre o café por 14.5 €.

Collage Carta Green ClubAsí las cosas, nos decidimos por las dos burgers que más nos llamaron la atención en imagen, aunque en la explicación de lo que llevan te ponen UN ingrediente y lo finiquitan con un frío "etc". Pues bien, la primera a la que hincamos el diente fue la Yankee, con pulled pork, queso Cheddar, bacon, lechuga, tomate, cebolla cruda y lechuga. Por supuesto, no tiene nada que ver con la foto de muestra, pero bueno, es bonita a simple vista, aunque se desmorona al primer bocado, ya que no encontramos cerdo deshilachado más que en una cantidad de muestra, una carne pasada y seca y un queso que sí, se lleva todo el protagonismo, pleno de sabor.

Yankee Burger Green ClubParece que lo de cuidar la carne es algo que no acaba de convencer a los dueños o cocineros de los locales que visitamos últimamente, ya que aquí nos volvemos a encontrar con un patty seco, algo más compacto de lo que nos gustaría y muy soso. Y es una lástima, porque entre bocado y bocado, apreciamos cierto sabor agradable, pero la textura fallida nos devuelve a la realidad muy rápidamente.

Detalle Corte Burger Green ClubPero vamos ahora con la decepción de la visita, la Mafiosa, una burger italiana con queso mozzarella muy bien fundido, bacon, salsa pesto que no encontramos por ningún lado y las verduras típicas, junto con la misma carne pasada y sin sabor. Todo esto con un panecillo de tipo clásico, muy bien tostado, que no aporta mucho en ninguna de las dos opciones, pero que no es, ni por asomo, parecido a lo que nos muestran en la carta. Vamos, que si no es por el queso, esto habría sido todo un despropósito.

Burger Italiana Green ClubTodas las burgers vienen acompañadas de patatas fritas, caseras, pero con exceso de grasa, lo cual hace que su degustación no acabe de ser agradable, por mucho que las remojemos en la salsa de mostaza incluida en un cuenquito.

Como queríamos aprovechar el menú a tope, pedimos la tarta de queso, de tamaño pequeño, pero apropiado para no dejarnos nada. Sencilla, suave, pero que nos dejó con ganas de más, no de cantidad, sino de sabor. Una lástima que lo que podría ser la forma de aplacar nuestros sentimientos de bajonazo hamburguesero, se quedó en un gran meh final.

Postre Green ClubEn definitiva y tras seguir durante muchos años la trayectoria de Green Club, vemos con estupefacción cómo, en lo gastronómico, este local no llega a cumplir con lo que promete, quedándose en agua de borrajas y aspirando, por lo que intuimos, en un garito donde beber, reír y cubrir las necesidades alimenticias de la gente que no espera mucho más. Además, notamos cierto ansia por parte del servicio que, a pesar de encontrarnos con un salón vacío, se empañaba una y otra vez en quitarnos los platos de encima y que acabásemos rápido nuestra misión.  Una lástima de experiencia que nos deja fríos, pero con la esperanza de ver si, con el tempo, la cosa evoluciona como debería.

PRECIO DESGLOSADO DE LA VISITA

1 MENÚ HAMBURGUESERO: 14.5 €

1 BOTELLA DE AGUA: 1.5 €

1 HAMBURGUESA XL: 10 €

TOTAL: 26 €

Puntuación: 
3
Dirección: 
Calle de San Bernardo, 90
28015 Madrid Madrid
España

Comentarios

os recomiendo probar la hamburguesa de pulled pork de Tap 29 en el mercafo de Vallehermoso regentado por un neoyorquino y tambien que valoreis Miss Ari en Arturo asoria, llegue de rebote, buenos precios, variedad aunque para mi gusto le falta sabor a la carne, un saludo
Imagen de HeM

Hola Javier,

¡Muchísimas gracias por las recomendaciones! Ahora mismo nos las apuntamos e iremos cuanto antes :)

Saludos

Añadir nuevo comentario